Al Papa le enfurece que los fieles usen el celular durante la Eucaristía

EL VATICANO.-El Pontífice lamentó que haya fieles, sacerdotes y hasta obispos que usen celulares durante la Eucaristía, mientras hubo cristianos que en dos mil años han perdido hasta la vida por celebrar la Misa.

El papa Francisco dijo que le produce tristeza cuando celebra la Misa en la Plaza de San Pedro o en la Basílica vaticana y ve tantos celulares elevados.

“No solo de los fieles, sino también algunos sacerdotes, incluso obispos. ¡Pero, por favor!”, lamentó Francisco, vehemente, el uso de celulares en ese sacro momento. Lo hizo el pasado miércoles durante la audiencia general en la Plaza de San Pedro ante 13.000 fieles y peregrinos.

“La Santa Misa no es un espectáculo. Es ir al encuentro de la Pasión y la resurrección de Jesús”, dijo Francisco al referirse al comportamiento de algunos fieles que sacan sus teléfonos móviles y hasta conversan entre ellos.

¿MISAS ABURRIDAS?

“El sacerdote celebra la Eucaristía y nosotros no estamos cerca al Señor. Si hoy viniera aquí el presidente de la Republica o alguien muy importante del mundo, todos estaríamos allí para saludarlo. ¡Piensa!, cuando tú vas a la misa, el Señor está ahí”.

“‘¡Eh, Padre, las misas son aburridas!’ – ¿Qué dices que el Señor es aburrido? – ‘No, la misa no, los sacerdotes’ – ¡Ah, que se conviertan los sacerdotes!. Pero, es el Señor que está ahí (en la Eucaristía). No lo olviden”, exclamó.

El Obispo de Roma pidió hacerse preguntas sobre la misa: ¿Por qué se hace el signo de la cruz y el acto de penitencia al inicio de la misa? ¿Y por qué se hacen determinadas lecturas en la misa, el domingo tres y los otros días dos? ¿Por qué se leen y qué relación tienen?

El celular en la Misa

Luego sorprendió a todos preguntando: “¿Por qué el sacerdote dice: ‘En alto nuestros corazones?’. El sacerdote no dice: ‘En alto nuestros celulares. ¡No, es algo muy feo!”.

“Me da tanta tristeza –continúo– cuando celebro en la Plaza de San Pedro o en la Basílica y veo tantos celulares elevados… No solo de los fieles, sino también de algunos sacerdotes, incluso obispos. ¡Pero, por favor!”, lamentó vehemente.

Los fieles aplaudían escuchando la amonestación del Papa a aquellos que no respetan el acto “culmen” de la fe católica y que se distraen y distraen a otros con selfies, fotos y videos de recuerdo realizados con sus móviles.

En la audiencia general, el Pontífice explicó la Santa Misa y por qué los cristianos han arriesgado su vida por 2000 años para defender la Eucaristía, incluso al costo de la propia vida.

Tras concluir el ciclo de catequesis sobre el tema de la esperanza cristiana, Francisco inició una nueva reflexión alrededor de la Eucaristía, es decir, la celebración que Jesús ha dejado en legado a sus discípulos para recordar su sacrificio por amor.

Para vivir la relación con Dios plenamente “es fundamental para nosotros los cristianos comprender bien el valor y significado de la Santa Misa”, constató.

El Papa indicó que se trata de “comprender mejor” la importancia de la Eucaristía y “cómo el amor de Dios se refleja en este misterio de fe”.

SIGNIFICADO DE LA MISA

“Inspirándose en las palabras de Cristo: ‘El que come mi carne y bebe mi sangre tiene vida eterna’. En este sentido, rememoró el testimonio de los mártires: “cristianos de todas las épocas no han dudado en entregar su vida por amor a la Eucaristía”.

“¿Buscamos de verdad esa fuente de “agua viva”, que transforma nuestra vida en un sacrificio espiritual de alabanza y acción de gracias?”, preguntó.

“La Eucaristía significa ‘acción de gracias’: acción de gracias a la Trinidad, que nos introduce en su comunión de amor”.

CAMBIOS

Francisco recordó el Concilio Vaticano II que hace 50 años introdujo innovaciones y cambios en la Eucaristía. Pues, alentó “la formación litúrgica de los fieles, porque la Iglesia vive siempre de la Liturgia y se renueva gracias a ella”.

Por eso, aseguró “intentemos conocer mejor este gran don que Dios nos ha dado con la Eucaristía, en la que Cristo se hace presente para que participemos de su pasión y muerte redentora”.

“Pidamos a la Virgen María que interceda por nosotros para que sintamos el deseo de conocer y amar más el misterio de la Eucaristía, sacramento del Cuerpo y la Sangre de su Hijo Jesús”, dijo el Papa al saludar a los peregrinos de lengua española. Aleteia

Comments

comments

Noticias Relacionadas