Estados Unidos registró la creación de 250.000 nuevos puestos de trabajo en el mes de octubre

El Globo News

Estados Unidos registró 250.000 nuevos ocupados en octubre. Este ritmo de creación de empleo confirma la solidez de la economía en el arranque del cuarto trimestre y representa una mejora respecto a los 118.000 empleos en el mes precedente. El paro se mantiene en el 3,7% y los salarios suben a su mayor ritmo en casi una década. Es el último indicador que se publica antes de las legislativas, que se ven como un referéndum a la gestión del presidente Donald Trump. Más munición también para que la Reserva Federal —el banco central estadounidense— vuelva a subir los tipos de interés en diciembre.

El rendimiento del mercado laboral fue mejor de lo esperado. El consenso en Wall Street anticipaba la creación de 188.000 empleos el mes pasado y que la tasa de paro se mantuviera estable. Respecto al mes precedente, la revisión a la baja de septiembre la compensó el incremento para agosto. El mes de septiembre se vio afectado en parte por los huracanes Michael y Florence, a los que suele seguir un repunte en la contratación.

En cuanto a los salarios, subieron crecieron un 3,1% sobre la base anual, el mayor incremento desde abril de 2009. Es la primera vez desde la recesión que se rebasa el nivel del 3%, que se había convertido en un verdadero techo durante la recuperación. En parte se debe a que en octubre del año pasado se produjo una contracción en las pagas por hora trabajado, lo que en principio crea menos riesgos inflacionistas.

EE.UU. creó empleo así a una media próxima a los 210.000 ocupados durante los últimos 12 meses. El paro ya marcó en septiembre su nivel más bajo en 49 años, desde la guerra de Vietnam. Los economistas tratan de determinar si el ritmo de creación de empleo empieza a tocar techo, lo que podría marcar el inicio del fin en el ciclo expansivo. Las empresas, en paralelo, tienen dificultad para cubrir las vacantes.

Trump no tardó en salir a celebrar el dato. Pero para que EE.UU. pueda sostener un crecimiento sostenido de su economía en el 3% como promete, necesitaría encontrar un millón de nuevos trabajadores. Eso podría lograrlo si se consigue movilizar a las personas en edad de trabajar que están apartadas del mercado laboral, uno de los motivos por los que la tasa de paro está tan baja. La tasa de participación es actualmente del 62,9%.

La otra vía para lograrlo es con una mano de obra más productiva. En la víspera se publicó el dato correspondiente al tercer trimestre, que creció a un ritmo del 2,2%. El coste por empleados lo hizo un 1,2%. Eso exige a su vez que la economía más flexible, competitiva y abierta, como señalan los analistas del banco Barclay’s, que ponen de esta manera en cuestión la política confrontación comercial.

El empleo tendrá implicaciones en la marcha de los tipos de interés. La próxima reunión de la Reserva Federal se celebrará con el resultado de las legislativas sobre la mesa, aunque no se espera que vuelva a subirlo hasta diciembre. Actualmente están en una banda que se mueve entre el 2% y el 2,25%. Para el próximo año se anticipan tres más. La Fed no mostró hasta ahora intención de ir más allá del 3,5%.

La evolución de los tipos fue uno de los factores que castigó durante el mes de octubre Wall Street, que sufrió una volatilidad que no se veía desde la crisis financiera. También la tensión comercial. Durante los tres últimos días, sin embargo, se relajaron los ánimos por las señales que lanzó Trump de cara al encuentro que celebrará este mes con el presidente Xi Jinping durante la cumbre del G20. Fuente: El País de España / Foto: Cortesía