Mensaje de la Junta Patriótica al gobierno de EE.UU. y a los gobiernos del hemisferio occidental

El Globo News

Situación política de Venezuela

Pablo Medina Carrasco

Ciudadanos del mundo libre y democrático, líderes de los DDHH y la justicia de los pueblos. Es evidente que la situación política de Venezuela no se ha resuelto ni hay garantía de ello, solo la vocación por la paz y el derecho a vivir en libertad que nos mueve a luchar por sacar de la esclavitud sin medias tintas a nuestro pueblo avasallado por las organizaciones criminales que usurpan el poder, dirigidos principalmente por los tiranos de Cuba.

Hoy, el régimen de Maduro está en una precaria condición de dominio con el uso ilegal de la fuerza pero con el repudio internacional, por lo que el régimen cubano maniobra hábilmente pretendiendo distraer la atención de la comunidad internacional y aislar a los EEUU y su noble acción de protección al pueblo de Venezuela. 

Para tan perversos fines, desde Cuba se dirigen las acciones distractivas usando aliados de los partidos políticos venezolanos y hasta organizaciones y aliados de la Internacional Socialista, como es el caso de Noruega, país que además no ha reconocido a Guaidó como Presidente  Encargado.

También queremos denunciar la posición del Grupo de Lima al tomar distancia del Secretario General de la OEA y solicitar la participación de Cuba como solución de la crisis venezolana, siendo ellos los responsables de la misma, y todo esto porque el Dr. Almagro solicitó, en favor del pueblo de Venezuela, la justa activación del R2P, acción que beneficia en forma directa y determinante a ese pueblo oprimido e indirectamente a la comunidad hemisférica.

Cuba busca apoyo en Canadá, Noruega, en la comunidad europea y hasta en diputados de la Asamblea Nacional de Venezuela,  sumados a las voluntades compradas de otros países que ya todos conocen que han venido apoyando al régimen criminal  instaurado en Venezuela, todo con el objeto de deslegitimar el apoyo de los EEUU y ganar tiempo con Maduro en el poder usurpado, dándole el tratamiento de Presidente legítimo a quien actúa al margen de la ley y cuya autoridad es desconocida por gran parte de la comunidad internacional.

¿Cómo puede ser posible reconocer y admitir diálogo con un actor al margen de la ley, que comete crímenes contra el pueblo, que oprime arbitrariamente, quien ha destruido el país entero, sumiendo a su  población a una catástrofe humanitaria  inducida para dominar a sus ciudadanos y disponer del territorio y sus recursos, como lo hace?

La Junta Patriótica, voz de la Resistencia en Venezuela, convencida de nuestra responsabilidad y lucha por la libertad, queremos, siendo propositivos, alertar al mundo, de la necesidad de actuar de manera proactiva para prevenir y evitar las maniobras dolosas del régimen cubano en consuno a los usurpadores de Venezuela y sus aliados y para evitar acciones de mayor costo como serían las acciones reactivas, luego de logrados los arteros  propósitos cubanos. 

La comunidad internacional debe intervenir para evitar la hipocresía de algunos gobiernos y actores internacionales que apuestan a la distracción para la dilación. No dicen la verdad de sus intereses de espaldas a las necesidades de un pueblo sufriendo la barbarie del hambre y la destrucción sistemática por obra de criminales.

¿Cómo puede entregar el poder con diálogos quien es imputado internacionalmente, que no puede procurarse impunidad sino con el mismo poder que usurpa porque alguien lo pida en nombre de la justicia, que ni entienden ni profesan ni acogen? Justicia que pende sobre sus cabezas cual espada de Damocles.

Rogamos a los gobiernos del mundo desde el corazón de Venezuela, con el sentimiento adolorido por tanta ignominia que apoyen la ayuda militar justa, necesaria y oportuna que demandamos para salvar a Venezuela en total y absoluta convicción de procedencia, legalidad y justicia.

Dudar constituye más muertes en un pueblo inocente, inerme, sin otra aspiración que vivir en paz y libertad como merecen todos los pueblos del mundo civilizado.

Por la Junta Patriótica, voz de la Resistencia de Venezuela,

Pablo Medina Carrasco

Foto: cortesía