Organización Mundial de la Salud en alerta: Rebrota en África amenaza del ébola

El Globo News

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha anunciado este viernes que ha puesto en alerta a los nueve países que comparten frontera con República Democrática del Congo —República Centroafricana, Sudán, Uganda, Ruanda, Burundi, Tanzania, Zambia, Angola y República del Congo— tras confirmarse ayer un muerto y 11 nuevos afectados de ébola en la zona de Bikoro, en el noroeste del país. El organismo ha dicho que se prepara para el “peor de los casos”, aunque el nivel de riesgo en la región es calificado de “moderado”.

“Estamos muy preocupados y nos preparamos para el peor de los escenarios”, ha dicho el director del programa de gestión de situaciones de emergencia de la OMS, Peter Salama, en una rueda de prensa en Ginebra. La OMS ha registrado 32 casos de ébola, incluidos 18 fallecimientos, entre el 4 de abril y el 9 de mayo. De ellos, dos están confirmados, 18 son probables y 12, sospechosos. Aunque no se ha confirmado la relación con el brote, la ONU también ha informado este viernes que se han registrado 120 “muertes inexplicables” en el noreste del país. Del total de fallecidos, 93 son menores de 15 años y la mayoría de presenta síntomas de anemia y fiebre.

Entre los nuevos infectados detectados por la OMS hay tres empleados sanitarios, informó el ministro congoleño de Sanidad, Oly Ilunga. “Una de las peculiaridades de la epidemia actual es el hecho de que ha alcanzado a tres profesionales de la salud”, afirmó Ilunga en una rueda de prensa en Kinshasa. “Los profesionales de la salud son los primeros actores en la respuesta del Gobierno al ébola. Esta situación nos preocupa y requiere una respuesta inmediata”, subrayó el ministro. El Ministerio de Sanidad indicó el martes que al menos 17 personas murieron a causa del virus en los últimos meses —aunque no se realizaron las pruebas oficiales—, lo que eleva a un mínimo de 18 las víctimas mortales de esta enfermedad que sacude este país africano.

“Estamos en una situación de emergencia, afectados por la fiebre del ébola”, ha informado Barthelemi Loleka, médico jefe del hospital general de Bikoro. En el hospital están internadas siete personas con los síntomas del virus, entre los que se incluyen los dos únicos casos confirmados de un laboratorio de Kinshasa. El pasado martes, la RDC declaró un nuevo brote de ébola al confirmar dos casos positivos en la zona de Bikoro. “Nuestro país afronta una nueva epidemia de ébola que constituye una urgencia sanitaria pública de impacto internacional’, señaló el Ministerio de Sanidad.

La OMS trabaja estrechamente con el Gobierno congoleño para movilizar personal y recursos a fin de hacer frente al brote. La OMS también dio salida a un millón de dólares de su Fondo de Contingencia para Emergencias con el objetivo de respaldar la respuesta al brote durante los próximos tres meses y evitar su propagación a provincias y países próximos. Se trata, según la organización internacional, del noveno brote de ébola que golpea a la República Democrática del Congo desde que se descubrió el virus en 1976 en este país, cuando entonces se denominaba Zaire.

La enfermedad —que se transmite por contacto directo con la sangre y fluidos corporales de personas o animales infectados— causa hemorragias graves y puede tener una tasa de mortalidad del 90%. Sus primeros síntomas son fiebre repentina y alta, debilidad intensa y dolor muscular, de cabeza y de garganta, además de vómitos.

La peor epidemia de ébola conocida hasta la fecha se declaró en marzo de 2014, con los primeros casos que se remontan a diciembre de 2013 en Guinea Conakry, desde donde se expandió a Sierra Leona y Liberia. La OMS declaró el fin de la epidemia en enero de 2016, después de registrarse 11.300 muertes y más de 28.500 casos, aunque la agencia de la ONU ha reconocido que estas cifras pueden ser optimistas. Fuente: El País de España

CLOSE
CLOSE