Venezolanos: ¡La vida nos cambió! (+Vídeo)

RENÉ FUENTES

NUNCA LO IMAGINAMOS, pero la vida nos cambió. Emigramos y llegamos a muchos lugares en los cuales nos reciben con afecto o con desprecio. Siento que ha ido desapareciendo la grata impresión que causábamos cuando visitábamos algún país. Eso lo recuerdo con satisfacción porque disfruté de esa admiración.

Nos estrechaban las manos, nos miraban y sonrían… nos decían “bienvenidos”. Sin dudas, eran gestos de simpatía. Nos sentíamos felices y queridos por todos. Era el valor de nuestra procedencia, representada por la Venezuela forjadora de talentos bendecidos por Dios.

Aquellos tiempos eran los de un país cubierto de glorias, de paz y de amor. Era la Venezuela del canto mañanero y del encuentro de los conversadores felices, porque hasta la luna nos saludaba, muy clara y deslumbrante. Cómo olvidarlo… era la tierra donde nacimos y crecimos, allá, donde el sol es candente y señorial.

Hoy apenas vemos al rey iluminador y también un poquito a la luna, porque en estos aciagos tiempos vivimos como guardados en un baúl o refugiados entre cuatro paredes.

A veces me da la impresión de que estoy soñando, pero no…  es la verdad, eso es lo que está ocurriendo en nuestra Venezuela. Cuánto lo sentimos, el gris panorama nos entristece.

Pero ¿saben una cosa?, no lloremos más, alcemos nuestras voces y marchemos juntos hacia el rescate de nuestra grandeza y de nuestra dignidad. Vamos contra viento y marea, porque Venezuela no resiste. Aún extenuados, vamos con decisión por la tierra que Dios nos dio, por la naturaleza y por la vida.