1ro. de mayo: El viento puede cambiar a favor de Venezuela

Pablo Medina Carrasco

El Globo News

Pablo Medina Carrasco

¿Vamos bien? Juan Guaidó conserva guarismos respetables, capacidad de convocatoria, gran reconocimiento internacional, pero surgen confusiones en relación a la Hoja de Ruta. El tiempo se agota tanto para él como para lo que queda de Venezuela. Pero el viento puede cambiar a favor de la República.

Durante 20 años los partidos políticos nos han llevado como corderos, de elección en elección, y hemos presenciado a través de los medios de comunicación los resultados de falsas negociaciones. Ahora con Guaidó, comienza el peligro de ir de fecha en fecha con efemérides célebres: 23 de enero, 19 de abril y la que viene el 1ro. de mayo. Dios mediante debemos empeñarnos en que esta sea la decisiva.

Respaldo al presidente interino Guaidó, avalamos la Hoja de Ruta y aprecio su tremendo esfuerzo y riesgos, pero tengo el derecho de expresar lo que considero entuertos que ponen en peligro la ejecución de la trazada ruta para salir de la “usurpación”.

He grabado cuatro sonidos de voz y un vídeo, alertando, que al invocar el artículo 233 de la Constitución Nacional Bolivariana de Venezuela, quedaría Guaidó peligrosamente en manos de dirigentes de partidos políticos que impedirían su actuación excepcionalmente dual como presidente de la República y, a la vez, de la Asamblea Nacional (AN). Estaba consciente que al Presidente le reducirían sus movimientos y poder, en el escenario legislativo, por eso, le recomendé invocar los artículos 350, 333, 5 y 70, y no dejarse seducir por el confuso artículo 233. Efectivamente, a los pocos días la AN aprobó el Acta de Transición donde surge un Gobierno Parlamentario como el Senado Romano de hace 2.500 años.  Guaidó como presidente, pero sin gobierno, es como una República sin republicanos.

Los venezolanos deberíamos saber que designar ministros y formar gobierno es competencia exclusiva del Presidente de la República.  Haberlo decretado era y es esencial para avanzar con fuerza frente al usurpador Nicolás Maduro. ¿Qué ventajas ofrece la conformación de un Poder Ejecutivo en estos momentos? Por ejemplo, designar un Ministro de Finanzas que muy bien podría recuperar los cuantiosos capitales en bancos internacionales para comprar comida y medicina, garantizar pagos a militares y funcionarios, así como resolver con los consulados nuevo pasaporte aprovechando el reconocimiento internacional.

La encuesta Meganálisis ha medido las aspiraciones de la Venezuela secuestrada. Cerca del 90 por ciento quiere el cese a la usurpación y desea la intervención internacional para rescatar a la nación venezolana. La presencia de Rusia, China, Cuba, Hezbolá, FARC, ELN obliga a autorizar el 187.11 para auxiliarnos en la Operación Libertad.  El presidente Iván Duque de Colombia, no obstante, su conocimiento de la presencia de los terroristas del ELN y FARC que tienen a Venezuela como refugio y centro de operaciones para la violencia y el narcotráfico, se autolimita a ejercer presión y acciones diplomáticas. El uso de la fuerza es necesario aplicarla a la delincuencia transnacional. Que revise la historia de su propio país frente a los carteles de la droga. El mandatario colombiano debe rectificar máxime, cuando su vecino de Ecuador, su homólogo Lenin Moreno desempolva el Convenio del CAN de 1970, y el presidente de Brasil Jair Bolsonaro sostiene su aceptación con la intervención internacional.

Venezolanos de la Resistencia, si este 1ro. de mayo la “Gran Marcha”, convocada por el presidente Juan Guaidó es obstruida, debemos pasar inmediatamente a la “Huelga General Indefinida” y transformarla en una guerra social asimétrica en los barrios y urbanizaciones como la que hizo el pueblo español contra las tropas invasoras de Napoleón de 1804 a 1808.

Guerra social asimétrica consiste en seguir el modelo de las abejas africanas. Desde nuestros lugares de vivienda defender nuestros espacios y atacarlos. Como en cada celda de cada colmena y cuando se retiran caerles con diversos grupos organizados. De esa forma convertiremos el 1ro. de mayo en una huelga general de varios días exitosa y cuando se convoque a marchar nuevamente al Palacio de Miraflores, ocupar también alcaldías y gobernaciones para poner cese a la usurpación.

Por cierto, al recodar mi experiencia aquel 11 de abril de 2002, me llega a la memoria que antes de irme a marchar, sintonicé el canal Venevisión para ver el programa de Napoleón Bravo, en el que estaba entrevistando a la profesora Hermans Marskman, quien había sido compañera de Hugo Chávez y, me llamó la atención, que ella le suplicara a Chávez a través de ese espacio que “no se manchara las manos de sangre”.  Más tarde, me fui hacia el centro, llegué por el Calvario y me encontré con el comisario Henry Vivas de la Policía Metropolitana. Él me informó que había un grupo armado, pero que ellos los habían desplazado y perseguido. Y, desde el mediodía hasta el final de la tarde, decenas de miles de venezolanos resistimos la represión de los grupos armados de Chávez, lamentablemente hubo 19 muertos y más de cien heridos. Vale destacar que una de las motivaciones del crimen de Estado contra el fiscal Danilo Anderson está relacionado con sus investigaciones sobre el 11 de abril de 2002.

La fecha del 1ro. de mayo debe servir para acerar nuestro espíritu e invocar también el ejemplo de nuestros próceres y el de nuestros héroes en estos 20 largos años, e ir al combate con el claro objetivo de cortar el nudo gordiano de la usurpación del matarife Maduro. Esta jornada no puede ser vista como una celebración más, sino como una gesta independentista donde el Bravo Pueblo insuflado “desde el Empíreo por el Supremo Autor un sublime aliento al pueblo infundió”. Viva Venezuela Libre y que Dios proteja a nuestro pueblo.

pablommedinacarrasco@gmail.com
@PABLOMEDINAML