Biden dispuesto a negociar con los republicanos su plan de infraestructura

el Globo News/

WASHINGTON. – El presidente Joe Biden dijo este miércoles que está dispuesto a negociar sobre la propuesta de aumento de la tasa de impuestos corporativos en su plan de infraestructura de $2.25 billones de dólares.

“Estoy dispuesto a escuchar eso”, dijo Biden en la Casa Blanca cuando se le preguntó si consideraría una tasa impositiva corporativa más baja que el 28%, como lo exige actualmente su plan.

“Tenemos que pagar por esto”, agregó Biden, y señaló que hay “muchas otras formas en que podemos hacerlo. Pero estoy dispuesto a negociar eso”, dijo.

El comentario del presidente sobre la tasa de impuestos corporativos se produjo después de que entregó una amplia defensa del tamaño y el alcance de su propuesta de reforma de la infraestructura.

Los republicanos se han apresurado a criticar el plan por financiar demasiados proyectos que, en su opinión, quedan fuera de la definición de infraestructura.

El líder de la minoría en el Senado, el republicano Mitch McConnell, ha tratado de calificar el plan como un “caballo de Troya” para las políticas liberales, y otros legisladores republicanos han afirmado que solo una pequeña fracción del enorme proyecto de ley se destina a la “infraestructura real”.

Pero Biden argumentó que “la idea de infraestructura siempre ha evolucionado para satisfacer las aspiraciones del pueblo estadounidense y sus necesidades. Y está evolucionando de nuevo hoy “.

Afirmó que está abierto a ideas sobre cómo financiar el plan, con una excepción: “No impondré ningún aumento de impuestos a la gente que gana menos de $400,000 dólares al año”.

Biden ha propuesto incrementar los impuestos a las corporaciones para dotar de fondos su plan, lo que ha suscitado críticas no solo entre los republicanos, sino también entre los demócratas.

El presidente dijo: “Somos América. No solo arreglamos para hoy. Construimos para el mañana”.

Este miércoles, el Departamento del Tesoro recomendó en un informe de 19 páginas una subida de impuestos sobe las empresas para recaudar $2.5 billones de dólares a lo largo de 15 años.

A diferencia del paquete de estímulo económico por valor de $1.9 billones de dólares aprobado en marzo por el Congreso, cuyo coste se ha añadido a la deuda nacional, la Casa Blanca busca en esta ocasión que sean los impuestos a las compañías los que financien el plan de infraestructuras.Fuente La Opinión

Grafica fuente externa

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.