Bloomberg, el noveno hombre más rico del mundo desafía a Trump por la presidencia de USA

El Globo News/

NUEVA YORK. -Un multimillonario, nieto de inmigrantes, uno de los personajes más conocidos de la escena mediática, política y económica de Nueva York, ahora quiere “reconstruir Estados Unidos” como presidente.

Y no, no es Donald Trump. Es alguien incluso más rico que él: el empresario, magnate de los medios de comunicación y filántropo estadounidense Michael Bloomberg.

Y este miércoles apareció en la escena de la carrera por la candidatura demócrata para desafiar a Trump, participando por primera vez en un debate y a partir de marzo su nombre estará presente en las primarias y caucus.

Con 78 años, Bloomberg ha sido jefe de muchas cosas: director ejecutivo de una empresa de datos financieros, alcalde de la ciudad más poblada de Estados Unidos, director de un grupo nacional de control de armas o fundador de una agencia de noticias que porta su nombre.

“Siempre quería ser el jefe de todo en lo que estuviéramos trabajando”, recordó su madre Charlotte, ya fallecida, a un biógrafo en 2009. “Quería manejarlo todo”.

Las especulaciones sobre si este multimillonario tecnócrata entraría alguna vez en la carrera a presidente de Estados Unidos han sido habituales desde que entró en política en 2001, cuando ganó la alcaldía de Nueva York como republicano.

Ahora, como uno de los hombres más ricos del mundo -el noveno según la revista Forbes-, busca ocupar el asiento de más poder en el país: esta vez como demócrata.

¿Quién es Bloomberg?

Nacido en 1942 en Boston, Massachusetts, Bloomberg creció en el seno de una familia judía de clase media. Su padre, contable, murió cuando él estaba estudiando en la universidad y su madre trabajaba como secretaria.

Cursó estudios de ingeniería eléctrica en la Universidad Johns Hopkins de Baltimore y luego accedió a la prestigiosa Harvard para hacer una maestría en administración de empresas que marcaría el resto de su vida y su fortuna.

Tras graduarse, comenzó sus negocios como banquero de Wall Street: se unió a la firma Salomon Brothers, donde se encargaba del comercio de acciones y, después, del desarrollo de sistemas.

Foto cortesía

A %d blogueros les gusta esto: