La SIP: Cierre indefinido de cuentas de Trump implica censura previa

www.elglobonews.com

MIAMI. – La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) advirtió este miércoles que el “bloqueo indefinido” en las redes sociales a las “expresiones de una persona pública” como el presidente saliente de USA, Donald Trump, “implica censura previa”.

Se trata de “censura previa”, tal como la define el punto 5 de la Declaración de Salta sobre Principios de Libertad de Expresión de la Era Digital, porque se “infieren delitos o faltas que todavía no ocurrieron”, señaló la SIP en un comunicado.

Esto es así, precisó la SIP, con sede en Miami, al margen de la “justificación autorregulatoria” de las plataformas por la responsabilidad de Trump en los hechos de violencia sucedidos en el asalto al Capitolio por parte de algunos de sus simpatizantes el pasado 6 de enero.

El viernes pasado, Twitter suspendió permanentemente la cuenta personal de Trump ante el supuesto “riesgo de una mayor incitación a la violencia” tras el asalto al Capitolio, y tanto Facebook como Instagram han bloqueado el acceso del republicano a sus cuentas.

Acciones similares emprendieron plataformas como YouTube, Snapchat, Twitch y TikTok, así como la eliminación de la red conservadora Parler, en Amazon, y en las aplicaciones de Apple y Google.

Jorge Canahuati, presidente de la SIP, se planteó si una plataforma privada, con características de red pública por su alcance y masividad, puede decidir sobre los temas de debate público o censurar voces, por más irrazonables que parezcan.

“Lo peligroso es que se deja de considerar la aplicación correcta del principio de responsabilidad ulterior”, agregó Canahuati.

Por su parte, Carlos Jornet, presidente de la Comisión de Libertad de Prensa e Información de la SIP, indicó en el comunicado que la “confusión global” sobre las medidas adoptadas se debe a que las “plataformas han sido erráticas en la aplicación de criterios ante situaciones similares ocurridas en países diferentes”.

Por eso, subrayó, la Declaración de Salta resulta “imperativa” ante las plataformas al decir que “sus políticas y criterios para restringir la circulación de contenidos deben ser claros y transparentes”.

De otra manera, dijo, incurren estas en lo que se denomina “cultura de la cancelación”, con el agravante de que, así, “pueden estar obturando el debate público”. Fuente externa

Foto fuente externa

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: