Marea roja se extiende en Florida y provoca irritación pulmonar

El Globo News

 

La «marea roja» que hace 11 meses fue identificada en la costa suroeste de Florida llegó en los últimos días a las playas de seis condados del este de la península, incluido el de Miami-Dade, donde las autoridades alertaron hoy sobre una posible irritación en humanos.

Tras provocar la muerte de miles de animales, entre ellos delfines, manatíes y tortugas en los condados de Manatee, Sarasota, Charlotte, Lee y Monroe, la acumulación de algas tóxicas comenzó a extenderse por los Cayos hacia el noreste del estado norteamericano.

De acuerdo con la Comisión de Conservación de Pesca y Vida Silvestre de Florida (FWC, por sus siglas en inglés), la «marea roja» está activa en al menos 13 de los 36 estados que bordean la península.

«Se han visto parches (de marea) en cada región del estado», indicó la agencia estatal en un informe en el que advirtió sobre los efectos en el aire que las algas están provocando. «Se ha reportado irritación respiratoria para los habitantes de nueve condados», agregó.

Asimismo, la Comisión confirmó que miles de peces siguieron muriendo a causa de la marea, cuyo nombre científico es «karenia brevis», un tipo de organismo unicelular que produce neurotoxinas que pueden enfermar o matar a los peces, aves y mamíferos marinos, e irritar la piel y los pulmones de los humanos.

Aunque muchas de las playas permanecen abiertas, las autoridades están informando a los bañistas sobre la presencia de la «marea roja» y sus consecuencias.

Niño muere tras ser la primera víctima de gripe en Florida

La «marea roja» se puede producir por causas naturales o por la acumulación de nitrógeno en el agua producto de los tanques sépticos y desechos agrícolas que son vaciados en el mar.

El impacto del devastador huracán «Michael» sobre la costa noroeste del estado el miércoles pasado había planteado la posibilidad de que la «marea roja» se disipara por los vientos y lluvias que caerían. Sin embargo, las autoridades meteorológicas han afirmado que «la marea sigue igual».

«‘Michael’ no cambió la floración. No la empeoró ni la hizo mejor», dijo en diálogo con la cadena CNN el oceanógrafo de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA) Richard Stumpf. Fuente: DIARIO LAS AMÉRICAS / Foto: Referencial