Nominada de Trump al Tribunal Supremo testifica ante el Senado

El Globo News/

WASHINGTON. –La Comisión Judicial del Senado inició el lunes el proceso de confirmación de Amy Coney Barrett, nominada por el presidente Donald Trump para llenar la vacante en la Corte Suprema de Estados Unidos, en un Cámara polarizada en la que los demócratas se oponen a ocupar la plaza antes de las elecciones del 3 de noviembre.

En la audiencia de este lunes se pudieron sentir los efectos de la pandemia. Varios senadores intervinieron por medio de videollamada y el senador Mike Lee, republicano por Utah que dio positivo hace poco más de una semana, apareció en persona y se quitó el tapabocas para hablar. Tres senadores, incluyendo a la candidata a vicepresidenta, Kamala Harris, escribieron una carta pidiendo que se cambiara la fecha de la audiencia, alegando que no se cumplían las medidas sanitarias. 

Los legisladores demócratas acusaron a los republicanos de querer llevar a cabo un proceso de confirmación exprés y así confirmar a Barrett antes del día de las elecciones para que la jueza incline la balanza en el caso Obamacare, que está programado para pasar ante la corte el 10 de noviembre y se revoque la ley sanitaria. 

En caso de que la Comisión Judicial del Senado apruebe la nominación de Barrett, en un proceso que conllevará cuatro días de audiencias, su nombramiento será sometido a votación ante el pleno de la Cámara Alta, a finales de octubre. 

Por su parte, la juez Barret, defendió en su testimonio su visión del derecho, asegurando que cree en la imparcialidad de la ley y celebró el legado de la jueza Ruth Baider Ginsburg, quien murió a mediados de septiembre y cuya vacante está llamada a ocupar. 

Foto cortesía

A %d blogueros les gusta esto: