PASTEL TRES LECHES, UN POSTRE LATINOAMERICANO

  • Nicaragua y México se disputan su creación.
  • Es popular en la región desde la década de 1930  /

Aída Salazar /El Globo News /

¿Quién no ha celebrado su cumpleaños disfrutando de un delicioso y húmedo pastel o torta tres leches?

El pastel o torta tres leches es un postre tradicional latinoamericano. Es muy popular en México, Colombia, Venezuela, Nicaragua, así como en otros países de centro y Sur América y el Caribe.

Consiste en un bizcocho bañado con tres tipos de leche: leche evaporada, leche condensada y crema de leche, que le dan su nombre. Suele acompañarse con una cobertura de merengue o crema batida y espolvoreado con canela en polvo. La receta no lleva mantequilla de allí que tenga una textura esponjosa.

ORIGEN DE ESTE PASTEL

El origen del pastel tres leches actualmente es incierto. La mayoría de los historiadores le dan el crédito a Nicaragua de la invención del pastel. Otros le dan el crédito a México ya que tenía recetas similares al pastel de tres leches.

Lo que prácticamente todos los historiadores suponen, sin embargo, es que la receta se originó en algún lugar de América Latina, como una campaña promocional realizada por la compañía Nestlé, productora de leche enlatada para aumentar sus ventas.

Esto puede haber sucedido hacia finales del siglo XIX o a comienzos del siglo XX, ya que la leche condensada y la evaporada estuvieron disponibles por primera vez en las décadas de 1850 a 1870.

La popularidad del pastel tres leches en países de Latinoamérica, puede explicarse pues la empresa Nestlé creó filiales en Chile, Cuba, Colombia, México y Venezuela en la década de 1930.  

Este húmedo pastel ha trascendido las fronteras de Latinoamérica y en los últimos años, su popularidad ha aumentado en Turquía bajo el nombre de trileçe. También está presente en las Islas Canarias, así como en Albania, Macedonia del Norte y algunas otras partes de Europa.

RECETA DEL PASTEL TRES LECHES

Ingredientes para el bizcocho:

  • 5 huevos
  • 1 taza de azúcar (200 gramos)
  • 2 tazas de harina (280 gramos)
  • 1 cucharadita de vainilla
  • 1 pizca de sal
  • 1 cucharada de polvo para hornear

Para el baño o cubierta de tres leches:

  • 1 lata de leche evaporada
  • 1 lata de leche condensada
  • 1 lata de media crema
  • ¼ taza de leche (60 mililitros)

Preparación:

En un bol colocar los cinco huevos, el azúcar y la vainilla y batir hasta que los huevos dupliquen su tamaño y lograr una consistencia de punto letra.

A parte tenemos tamizada la harina de trigo junto con el polvo de hornear y la pizca de sal. Se incorpora la harina a la mezcla de los huevos en dos o tres tandas con movimientos envolventes para evitar perder el volumen que se logró con el batido.

Ya integrada la mezcla se coloca en un molde engrasado y enharinado y se lleva a un horno pre calentado a 180 grados por espacio de 25 a 30 minutos con calor arriba y a bajo sin ventilador. Si el horno tiene solo calor abajo se coloca la torta a la rejilla de la mitad del horno. Sabemos que está lista cuando al introducir un palillo éste sale seco.

Mientras se está cocinando la torta preparamos la mezcla de las tres leches. En un bol colocamos la leche evaporada, la leche condensada, la crema de leche y la leche líquida y se integra con un batidor de mano. Reservamos en la nevera.

Cuando la torta está lista la dejamos reposar a temperatura ambiente para que enfríe. Luego con un palito de brocheta se le hacen unos agujeritos y se le agrega la preparación de las leches. Se lleva a la nevare para que absorba el líquido.

Finalmente se cubre con un merengue o crema batida y se espolvorea con canela en polvo.  Fotos cortesía