Se agudiza la crisis entre España y Venezuela

LETICIA REYES  / El Globo News

Gobierno de Venezuela expulsa a embajador español y propició la mayor crisis diplomática desde que llegara “el chavismo” al poder.

El Gobierno de Nicolás Maduro arremetió contra el  embajador español Jesús Silva, declarándolo “persona no grata’ en virtud de “las continuas agresiones y recurrentes actos de injerencia en los asuntos internos de nuestro país por parte del Gobierno español”, dice el comunicado oficial emitido en Caracas. El plazo para abandonar un país tras este tipo de medida es de 72 horas.

El Gobierno español reaccionó a la noticia afirmando que tomará medidas de represalia contra el régimen de Maduro, según anunció el ministro de Exteriores, Alfonso Dastis, al margen de los debates del Foro Económico Mundial en Davos.

El jefe de la diplomacia española aseguró que presentará un informe en el Consejo de Ministros para responder a la declaración del embajador español en Venezuela como persona “no grata”. “El Gobierno tomará medidas de reciprocidad proporcionadas”, afirmó Dastis.

El ministro no descartó la expulsión de España de personal diplomático venezolano, pero declinó especificar las medidas. “Yo voy a llevar un informe al Consejo de Ministros, donde plantearé las diversas alternativas. Es evidente que vamos a actuar con proporcionalidad, pero en reciprocidad”, declaró. Dastis criticó que “el señor Maduro no conoce la proporcionalidad. Lamentamos la declaración de persona ‘no grata’ y rechazamos la acusación de injerencia”.

La decisión revolucionaria se toma tras las sanciones de la Unión Europea contra siete altos dirigentes “chavistas”, muy cercanos al “hijo de Chávez” (Maduro) y cabezas de los distintos poderes que posibilitan la hegemonía bolivariana.