Venezolanos exiliados en Miami exigen conocer motivos de la destitución del embajador Calderón Berti

Aida Salazar /

El Globo News –

DORAL.- La destitución del embajador de Venezuela en Colombia, Humberto Calderón Berti, causó asombro entre los exiliados venezolanos en Miami, que exigen conocer el motivo del despido del diplomático, que se produce en momentos en que aún se desconocen los resultados de una investigación sobre presunta malversación de la ayuda humanitaria dirigida a los venezolanos.

El presidente de la organización Venezolanos Perseguidos Políticos en el Exilio (Veppex), José Colina, señaló que “a los responsables del Cucutazo, no les pasó nada, no se designó ningún Contralor, todavía no se sabe el resultado de la investigación sobre el robo del dinero de la ayuda humanitaria, pero a quien en teoría descubrió el guiso (hurto) y lo denunció, que fue Calderón Berti, lo remueven”.

Enfatizó Colina que la decisión de remover al diplomático causa “mayor desasosiego” porque ocurre primero su sustitución antes que se conozcan los resultados de la investigación por la “pérdida de un dinero destinado a la ayuda humanitaria y la designación de un Contralor para evitar este tipo de situaciones”.

En este sentido, instan al diplomático venezolano dar a conocer el motivo de su remoción y lo sucedido en Cúcuta con el dinero de la ayuda humanitaria. “Quedarse callado lo convertirá en cómplice de los malos manejos allí ocurridos”, dijo Colina.

A Calderón Berti se le notificó que había cesado en sus funciones mediante una escueta carta, firmada por Juan Guaidó, el martes 26 de noviembre, en la que se le notifica que su remoción obedece a «modificaciones de la política exterior a fin de lograr los objetivos trazados por nuestro gobierno legítimo”.

La decisión de cesantear a Calderón Berti, quien fue canciller, ex presidente de la estatal petrolera PDVSA y ministro de Energía y Petróleo antes del régimen chavista, también fue rechazada por diversos sectores de la sociedad venezolana.

El ex presidente del Consejo de Seguridad de la ONU, Diego Arria, dijo que la decisión es un “error muy grande”.

“Remover- despedir por carta a un venezolano de la talla de Humberto Calderón Berti es un error muy grande. Alegar modificación a la política exterior (?) del gobierno colegiado no es creíble para nada. Venezuela es la que pierde” (sic), expresó Arria en su cuenta de Twitter.