Venezolanos Miriam Pinedo y César Augusto Cova galardonados con el Premio Lata 2020 de N.Y.

Rafael Fuentes Jr. /

El Globo News –

“Inenarrable”, escrito por Waddys Jaquez, dirigido por Bethania Rivera; y “Cariaquito Morao” escrito y dirigido por Pablo García Gámez; son los dos montajes  actuados por los artistas  venezolanos, Miriam Pinedo y César Augusto Cova  Burguera;  que merecieron  los premios  Mejor Actriz  y Mejor Actor de Unipersonal,  del  Latin  Alternative  Theater  Awards, (LATA)  2020; galardón creado  por  el periodista,  Héctor Luis Rivera, para reconocer  lo mejor del teatro alterno, en la ciudad de Nueva York.  

“Inenarrable” y “Cariaquito Morao” vienen  de participar en  la edición de CALLBACK 2019,  como parte de la celebración de los 25 años del Teatro Círculo, una  de las  agrupaciones emblemáticas y  de mayor prestigio  de  la Gran Manzana.

La ceremonia de entrega de la cuarta edición de  los  premios  Latin  Alternative  Theater  Awards, (LATA),  fundado en 2017, para reconocer  lo mejor del teatro alterno neoyorquino,  tendrá  lugar, el  sábado 8 de  febrero,   en el Centro  Cultural William V. Musto,  ubicado  en 420  15th St, Union City,  NJ 07087.

LA  SUERTE DE CARIAQUITO MORAO

Pablo García  Gámez, autor y director  de la pieza, manifestó sentirse orgulloso del trabajo  de  dirección  realizado con el actor, César Augusto Cova Burguera,  porque  fue una labor que se dimensionó  más allá de la propuesta original,  gracias a la galería de personajes que logró  crear  Cova Burguera,  con una independencia absoluta,  hasta lograr atravesar  diferentes matices, concepciones estéticas  y  procedimientos  constructivos, con absoluta coherencia y  teatralidad.

García Gámez, agradeció el apoyo del dramaturgo y productor teatral,  Álex  Vásquez  Escaño  de TEÁTRICA;  así como a los espacios que los acogieron,   Monologando Ando;  y  CallBack, de Teatro Círculo; y, por supuesto, a los premios LATA  por el reconocimiento  a la entrega creadora del actor Cova Burguera.

¿…Y qué es Nueva York? (Cariaquito morado) se estrenó en la Galería Venezuela del Consulado General de la ciudad de Nueva York, el 25 de marzo de 1993, bajo la dirección de su autor, Pablo García Gámez. 25 años después se estrenó en Venezuela, para contar la historia de un actor que viaja a la Gran Manzana con el anhelo de triunfar y ver su nombre en las marquesinas de los teatros de Broadway o latinos de esa ciudad.

El periplo lo lleva a un sinnúmero de audiciones, en las cuales apela a monólogos de autores venezolanos (La máxima felicidad y  La revolución, de Isaac Chocrón; Los ángeles terribles, de Román Chalbaud; Acto cultural y El día que me quieras, de José Ignacio Cabrujas y La empresa perdona un momento de locura, de Rodolfo Santana), con el afán de lograr su cometido.

En medio de esas circunstancias, debe trabajar para subsistir, y por ello cuida a personas ancianas; se desempeña como mesonero en algún café o restaurante.  Hasta llegar a probar suerte con prácticas de esoterismo y la utilización de baños contra la pava (mala suerte)  como lo es cariaquito morao.

Pablo García Gámez, delegado del Centro Latinoamericano de Creación e Investigación Teatral-CELCIT, en la ciudad de Nueva York, es dramaturgo, investigador y profesor adjunto en Brooklyn College y City College, recientemente finalizó sus estudios doctorales en el Departamento de Lenguas y Literaturas Hispana y Luso-Brasileña en The Graduate Center, CUNY, Nueva York.    En Venezuela, obtuvo el Premio Apacuana  de Teatro,  2017, con la pieza Oscuro, de noche.   Su obra, Noche tan linda, se estrenó, en 2016, con éxito en Buenos Aires; y recientemente, se presentó en dos temporadas, en Lima, Perú; donde igualmente  se estrenó otra de sus piezas, Blanco.

César Augusto Cova Bruguera

Por su parte,  César Augusto Cova Burguera, dice sentirse identificado con Cariaquito Morao, porque “trata de la inmensurable perseverancia que un actor tiene para cumplir sus sueños y la lucha por alcanzarlos en Nueva York, donde la grandiosidad de la capital del mundo, plasmada en una tarjeta postal, camuflajea el embrollado camino al éxito”.  Además, para el actor venezolano “Cariaquito Morao» también es un punto de encuentro con los grandes de la dramaturgia venezolana y ese encuentro es el descubrimiento de saber mejor de dónde vengo”

“INENARRABLE”

Escrita por el dramaturgo dominicano, Waddys Jaquez, dirigida por Bethania Rivera, actuado por la actriz venezolana, Miriam Pinedo, quien exhibió  en el escenario sus innumerables recursos histriónicos, al punto de lograr que su voz se multiplique , se transforme  y cobre  vida en la piel de cuatro personajes que se presentan para mostrar las diferentes caras del flagelo del SIDA

Miriam Pinedo,  se la jugó  con los disímiles caracteres de sus personajes, como por ejemplo: una mariposa de la noche; una encopetada dama, y una andaluza de mucho tronío.  Un reto que resuelve con solvencia, de manera impecable al interpretar a cada una de estas mujeres atrapadas por algo inasible, que no se puede decir, que limita sus vidas.  Uno de los aspectos relevantes de  «Inenarrable»  es que no es frecuente ver en escena los efectos del síndrome de inmunodeficiencia adquirida, SIDA, limitando la vida de la mujer.

Según Miriam Pinedo, su intención, “era lograr que cada uno de los personajes se manifieste de forma orgánica y que pueda transmitir su esencia sin opacar o entorpecer a los otros personajes”.   Para alcanzar la plenitud de las interpretaciones “se requiere mucha preparación física, emocional y mental. Realizar un trabajo único caracterizando a cada una de esas mujeres es un trabajo de gran intensidad en el que literalmente aparece cada una de ellas”, acotó la actriz venezolana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *