Vía Colombia: ¡Dramático viaje de venezolanos!

El Globo News

Un señor tachirense  muestra su equipaje…  las lágrimas le resbalan por las mejillas. En apenas 100 metros, abandonará su Venezuela querida. Él se irrita cuando se le pregunta por qué deja todo atrás, justo antes de cruzar el río Táchira, que marca la frontera colombo-venezolana.

“¿Pero no ves lo que está pasando aquí, chamo?”, pregunta. “Lo que gana usted aquí no alcanza para nada. Gano 65.000 bolívares y un cartón de (30) huevos vale 30.000 bolívares y un kilo de carne 20.000”, dice, que va a reunirse con familiares en Bogotá.

Todos los días, decenas de venezolanos emprenden el mismo camino sin retorno a la vista, atravesando el límite de San Antonio del Táchira, un pueblo venezolano cuyo encanto principal es ser vecino a Colombia.

De acuerdo con las Naciones Unidas, desde 2015, unos 3 millones de venezolanos huyeron de la peor crisis económica y política de la historia reciente del país con las mayores reservas petroleras del mundo. Las autoridades colombianas estiman que 1,3 millones se encuentran en su territorio.

En San Antonio y a lo largo de la frontera con Colombia -de unos 2.200 kilómetros- la hemorragia migratoria es solo una parte de la difícil cotidianidad. El fronterizo estado de Táchira concentra casi todos los males de Venezuela: negocios no del todo legales, corrupción, miseria y violencia. Sus habitantes, como la oposición venezolana y el gobierno colombiano, afirman que en esta región se refugian miembros de la guerrilla colombiana del Ejército de Liberación Nacional.

Oficialmente, la frontera con Colombia está cerrada desde febrero (2019) por orden de Nicolás Maduro, quien impidió entonces la entrada de la ayuda humanitaria. Sin embargo, muchos venezolanos también viajan vía trochas. Emprendiendo el camino que para muchos no tiene retorno.

Foto: referencial